Anibal Sampayo


Hoy cumpliría 81 años don Aníbal Sampayo. Pocos consagran 65 años al arte en consecuencia absoluta…

SOY RIO, ARBOL, CANCION
Vengo de andar, el claroscuro de los pájaros,
en la difusa primavera, en gestación
de la garganta, donde nace el sol de marzo,
y se origina, ciclo en árbol, la canción.

Como quedarme, en la fragancia de tus montes,
sin que me vuelva, oro carnal de tus guayabas,
si cuando canto, se hace llama el horizonte,
y estalla en luz, el corazón de las guitarras.

Yo soy callado, silencio que abraza,
la voz de una raza mestiza, ancestral
persigo una estrella, con luz en la sangre,
el destino grande, del hombre total.


¿Legado trascendente, testamento poético? En tres cuartetas,
Aníbal resume el transcurso vital de un artista llamado por el destino
a permanecer en compromiso con sus paisanos y el paisaje. Supo
interpretar, como pocos, al hombre en equilibrio con la naturaleza.
El Poeta del Río Uruguay fué un creador por excelencia, con
capacidad para producir poesía y música simultáneamente, singularidad
que se da en muy pocos casos. Por esos, sus canciones poseen una
musicalidad tan especial y natural, en simbiosis perfecta con la
letra.
Canciones que alcanzan belleza sublime a partir de textos
sencillos y notas simples, y generalmente, de infinita ternura. O la
dimensión épica y profunda en milongas y obras integrales. O la
pincelada humorística, tan afín a su personalidad amena y picaresca.
Se formó en los caminos del ámbito geográfico que José Artigas
aglutinó tras su propuesta federal: la Banda Oriental, la Mesopotamia
entrerriana y correntina, las Misiones orientales y occidentales, el
Paraguay, Santa Fé y Córdoba. Y fue consecuente con el pensamiento del
Protector de Los Pueblos Libres. Por sus ideas y militancia política
estuvo ocho años preso, luego de los cuales marchó al exilio por casi
cinco.
Aníbal Sampayo falleció el 9 de mayo pasado. Autor,
compositor, músico, arpista, guitarrista, cantor e investigador de las
raíces folklóricas. Dejó casi trescientos temas, cerca de una veintena
de discos y varios libros. Sus canciones, traducidas al inglés,
francés, japonés, hindi y otros idiomas fueron grabadas e
interpretadas por reconocidos artistas como Julio Molina Cabral, Jorge
Cafrune, Santiago Chalar, «Coco Diaz», Carlos Di Fulvio, Tabaré
Etcheverry, Horacio Guaraní, Walter Heinze, Víctor Jara, José
Larralde, Los Hermanos Abrodos, Los Olimareños, Los Quilapayún, Los
Trovadores del Norte, Miguel «Zurdo» Martínez, Numa Moraes, Yamandú
Palacios, Mercedes Sosa, Antonio Tormo, Víctor Velázquez, Lilia Vera y
Alfredo Zitarrosa, entre otros.
Grabó por primera vez en 1957 en Buenos Aires («La Compañera»
de Oscar Valle) para el sello Pampa. En 1961, fundó el Festival de
Cosquín junto a Atahualpa Yupanqui, Jaime Dávalos, Los Hermanos
Albarracín, etc. Es el uruguayo más grabado por intérpretes
argentinos. «Río de los Pájaros» y «Ky chororó» son dos clásicos del
cancionero, elevados a la categoría de himnos populares en márgenes
de los ríos Uruguay y de la Plata.
Aníbal Domingo Sampallo Arrastúe habia nacido el 6 de agosto de
1926 en Paysandú, la misma ciudad del litoral uruguayo que lo vio
partir por «el cielo azul que viaja».
Yo soy baqueano en la noche,
si hasta con el alma veo;
pa´iluminarme el destino,
me basta un candil de cebo,
y en las noches sin estrellas
me alumbro con los recuerdos…
Todo Paysandú escuchara o cantará hoy su Rio de los Pajaros,no logre una grabación de esa preciosa-himno canción,pero de alguna manera quise que su voz hoy brille en La Caja.
Don Anibal,salud!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *