Presencia de ausencia

Borges decía, que lo que se ignora, bien puede no existir. Tal vez por eso hago como si no está.Ignoro a fuerza de rutina su presencia. Se que va tras de mi a mi izquierda un poquito hacia atras. No lejos, se ha puesto en un sitio que si la miro de reojo la veo.
6.44 suena el despertador de mi cabeza, para no pensar recito las conjugaciones de los verbos ver y venir en gallego. Hay dos que son iguales, pero si pones el tilde uno es ves y el otro vas, o era al reves?
7.10, podría levantarme pero sobraría tiempo, ya que el reloj esta adelantado. Me pongo boca abajo. se que en esa postura respiro tan mal que solo me concentro en como el aire se cuela por entre rendijas y las neuronas laten en rojo.
7.20 ( que en realidad son y 10) suena el despertador.
Me levanto, sabiendo que cambiaré el jerseis que escogi anoche, por otro. Cojo los libros de clase y los que quiero devolver en la biblioteca.
Llaves, pañuelos, un poco de zumo de naranja para matar la acidez de la mañana y una línea azul bajo los ojos. Me gusta en mi ojo negro, la línea azul.
Bajar la cuesta, incorporarme al flujo de prisaspersonas que van hacia la zona vieja de la ciudad. Hay estrellas.Habrá sol.
En el centro de la Plaza Cervantes han instalado un coche, que según la publicidad, puede ser mi regalo de Navidad.
Asoma a mi cabeza la idea de cual sería mi regalo de verdad, pero la aplasto.
Clases, café, biblioteca, hoy no iré a Tai-chi.
Y al dar vuelta la esquina, aparece otra vez.Puedo fingir que no está, pero existe.
La necesidad de ponerle alas a mis pies, de correr al banco y mandar todo al diablo comprando un billete al fin del mundo.
Desaparecer, no seguir fingiendo que todo esta bien.
O lo que es peor, creer que esta mal, lo que esta bien.
Mi abuela diría: «buscan sarna pa’ rascarse»
Pero, por mas que trato de que todas las piezas encajen, esto de tener un pie de un lado del mundo y el otro del otro lado, me esta matando.
Ya se que nadie puede tener todo, pero cuanto se sueña…cuanto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *