1

Cosecha

Publicado por Sole el 11 Nov 2015 en Diario

Busco los rincones donde anidan los últimos rayos de sol, los atesoro, los guardo en mi pecho, para iluminar con ellos las tardes oscuras que siempre acechan.
Como en el cuento de Frederick, yo elijo cosechar para el invierno, aquello que me entibie el alma.
Historias, susurros, versos, bellas capturas de momentos únicos.
Solo así resisto tanta lluvia y frio.

 
0

Almejas lambe-lambe con boletus

Publicado por Sole el 9 Nov 2015 en Epicúrea

Está siendo una temporada magnifica de boletus en mi bosque, así que las voy preparando de mil maneras, para no estar siempre con el revuelto o la plancha.
Esta receta es muy sencilla y rápida.

Para dos personas

1/2 k de almejas
250 g de boletus
aceite de oliva
pimentón
1 cebolla pequeña o chalota
1 diente de ajo
1 cucharada de tomate triturado
1 vaso de vino blanco
cilantro

Básicamente son unas almejas lambe-lambe o a la marinera. Aunque yo siempre adaptando recetas, la hago a mi modo.

En una sartén, colocamos un chorro abundante de aceite y sofreímos levemente los boletus cortados en taquitos.
Retiramos y comprobamos cuanto aceite nos queda, si alcanza para el sofrito, perfecto, sino agregamos un chorrito mas. La idea es hacer el sofrito en un aceite que sabe a boletus.
Cortamos la cebolla y el ajo muy pequeñitos y freímos.
Cuando esté doradito agregamos el tomate triturado y el pimentón. En ese orden porque sino el aceite estará muy caliente y quemará el pimentón dejando un gusto amargo.
Cuando ligue la salsa, agregamos el vaso de vino blanco (yo usé un ribeiro) dejamos hervir un par de minutos y agregamos las almejas (hay quien las hierve aparte, yo prefiero que absorban el aroma del vino y el sofrito)
Agregamos también los boletus.
Cuando todas las almejas hayan abierto, espolvoreamos cilantro picadito.
Tapamos la sarten un minuto y llevamos a mesa.
El aroma atraerá a todo el mundo.
Preparen bastante pan, porque lo que quede en el plato es lambe-lambe

 
0

Memoria verde

Publicado por Sole el 8 Nov 2015 en Diario, Galicia

Seguir un sendero pequeño y encontrarte con la memoria cubierta de verde. Solo queda hueco para las preguntas sin respuestas…
Senté en un banco de musgo, cerré los ojos y poco a poco el aire se llenó de voces, de saludos, de querer saber que tal la vida, la cosecha, el hijo que fue a Brasil, la nieta que echó ya un diente, el cura que fue a hablar con el obispo, la vaca que esconde la leche. La casa grande cerrada, la aldea cada día mas vacía. La ley de vida que no debiera ser. Un suspiro, otro, otro y luego solo silencio…verde, verde silencio

 
0

Jabalí, con alubias de Traba y boletus de mi bosque

Publicado por Sole el 5 Nov 2015 en Epicúrea, Galicia

En estos días de otoño avanzado, suelo disfrutar de todo tipo de platos de caza. Y si se pueden hacer en casa, mejor!
El domingo fuimos a comer a Casa Aurelio, en Santa Comba, un sitio al que peregrinamos siempre que podemos y recibimos de Aurelio un doble regalo, unos ajos de la zona, y unas alubias frescas de Traba.
Decidí prepararlas con jabalí y con unos boletus fantásticos, que tengo la suerte de encontrar en el bosque de casa.
Un plato dificil de fotografiar, pero de sabor contundente. De los que diría mi abuelo “para cabecear ladrillos”
He aquí la receta.

Para dos personas

Solomillo de jabalí 350 g
1/2 l de Vino tinto
Un bouquet de hierbas aromáticas (laurel, tomillo, orégano, romero) si no tienes frescas, valen las de bote.
Pimienta, una guindilla y un trocito de canela.
Aceite de oliva
1 cebolla
2 dientes de ajo
1 pimiento verde
300 gr de tomate
1/2 kg de alubias blancas
sal
200g de boletus edulis ( si no son de tu bosque, valen igual :) )

La noche anterior se pone a macerar la carne de jabali, cortada en trozos grandes, en un cuenco donde colocaremos el vino, las hierbas, la pimienta y la guindilla.
Si no tienes alubias frescas, también se ponen en remojo en otro cuenco, con agua, las alubias.

Al día siguiente en una cacerola de barro o de buen fondo, yo usé una cocotte, se coloca un chorro abundante de aceite, se fríe la cebolla, el ajo picadito y el pimiento.
Cuando la cebolla comienza a quedar transparente, se agrega la carne y se rehoga.
Se incorpora el tomate picadito y cuando comineza a soltar su jugo, se incorpora el líquido de maceración.
Dejamos cocer 10 minutos, hasta que el alcohol se haya evaporado y entonces cubrimos con agua, unos dos dedos por encima de la carne y salpimentamos.
Bajamos la temperatura a la mitad y dejamos estofar duramte media hora.
Agregamos las alubias y dejamos cocer otra media hora a fuego medio.
Agregamos los boletus edulis en trocitos y dejamos cocer otros 10 minutos.
Servimos.

 
0

Visita

Publicado por Sole el 4 Nov 2015 en Cuentos, Diario

El camino estaba recién lavado de huellas. Las hojas se habían refugiado donde nadie pudiera encontrarlas. La puerta cerrada, las ventanas…el silencio. El cielo vacío de señales de hogar. Solo la mirada eterna de una vaca solitaria. Sería tarde? Toqué la puerta, cayó una gota fría en mi cara. Con dos dedos recogí su rastro.Sabía a viento. Del otro lado de la madera una voz me dio la bienvenida, empujé con fuerza. Sentada en el patio su sombra me dio la bienvenida. Has venido…solo eso importa. Ven charlemos aunque sea de nada.

Copyright © 2017 La Caja de los Hilos All rights reserved. Theme by Laptop Geek.